Derechos Humanos

La Asociación Madres de Plaza de Mayo entregó el pañuelo blanco a Daniel “Tano” Catalano, Secretario General de de ATE-Capital en un acto cargado de emoción.

“Mi único héroe en este lío”

Texto:
Fotografia: Nicolás Borojovich


Las Madres de la plaza cumplen en los próximos días 41 años de historia, y en todo este tiempo reconocieron a sólo 28 personas con su más grande símbolo, que ya no es de ellas sino del país entero: El Pañuelo blanco. El Tano tuvo el orgullo de recibir el número 29.  Otras de las personalidades que tuvieron el honor de recibirlo fueron: Néstor Kirchner, Cristina Fernández, Fidel Castro, Hugo Chávez, Rafael Correa, Evo Morales, Víctor Hugo Morales, Pablo Llonto y Edgardo Depetri.

El acto comenzó pasadas las 19 hs en la sede de la Asociación con un salón lleno y con la presencia de Pablo Moyano, Secretario General de Camioneros, representantes del sindicato de Motoqueros, de la Bancaria, Metrodelegados y de otros espacios sindicales. También militantes de la Verde y Blanca que llenaron la vereda y la calle y siguieron este reconocimiento a través de una pantalla ubicada afuera.

En la mesa estaban el Tano Catalano, Hebe de Bonafini, Francisco Paco Olveira (cura párroco de la Isla Maciel) y Lauro Grande (diputado provincial del Frente para la Victoria).

10-04-2018, Buenos Aires.
Sede de Madres de Plaza de Mayo.
Daniel “Tano” Catalano, Secretario General de ATE Capital, recibió por parte de Ebe de Bonafini, Presidenta de Madres de Plaza de Mayo, un pañuelo blanco símbolo de la lucha que ellas llevan adelante.

Paco fue el primero en hablar: “En este día en que intervinieron el PJ, más que nunca necesitamos un peronismo, un sindicalismo más puro…” e hizo una suerte de recorrido por la militancia del Tano  y concluyó con palabras del papa Francisco dirigidas a los movimientos sociales: También es justo aclarar que quienes han optado por una vida de servicio tienen una obligación adicional que se suma a la honestidad con la que cualquier persona debe actuar en la vida. La vara es más alta: hay que vivir la vocación de servir con un fuerte sentido de la austeridad y la humildad. Esto vale para los políticos pero también vale para los dirigentes sociales y para nosotros, los pastores. A cualquier persona que tenga demasiado apego por las cosas materiales o por el espejo, a quien le gusta el dinero, los banquetes exuberantes, las mansiones suntuosas, los trajes refinados, los autos de lujo, le aconsejaría que se fije qué está pasando en su corazón y rece para que Dios lo libere de estas ataduras.

Lo siguió Lauro Grande que manisfestó el orgullo que le da que reciba el pañuelo un compañero que defiende a los trabajadores en la calle, más allá de los aprietes o las  amenazas. “En este momento donde hay tanto sindicalista que se entrega por monedas, que firma paritarias a la baja porque lo amenazan con alguna carpeta, que el Tano reciba el pañuelo es un orgullo, es un honor”, dijo.

Después le tocó el turno a Hebe, filosa como siempre pero muy emocionada. Ella explicó todo lo que representa el Pañuelo, “que no se regala ni se vende” y es un símbolo que muchas otras mujeres tomaron: las madres de Chernobil, las madres del Salvador, de Honduras, en la ex Yugoslavia mujeres que fueron tiradas a otro lugar porque les mataron a sus maridos pidieron permiso para hacer 10 mil pañuelos, anudándolos y con eso hacer una bandera. “El pañuelo es un símbolo nacional por eso se pinta en todo el país, en todas las plazas. Es un pañuelo político porque las madres hacemos política”, afirmó con elocuencia.

Haciendo referencia al actual momento político que atraviesa el país dijo que nos convoca a todos a trabajar y pidió que por favor nadie pregunte más qué hacer: “Hay que armar devuelta el país, salgamos a militar, no en reuniones tediosas. Tenemos que tener la habilidad para que el próximo presidente sea alguien que haya pisado el barro”.

Respecto a por qué decidieron entregarle es reconocimiento a Catalano, entre risas la presidente de la Asociación Madres de Plaza de Mayo dijo: “A mí el Tano me enamora, es un tipo que tiene mucha ternura, que habla de la familia, de los hijos, se preocupa y se ocupa y eso es un buen dirigente. Es un excelente compañero que no es algo fácil en un sindicato que todos tus compañeros te quieran y respeten. El Tano nos demostró que el otro soy yo y eso es verdad”. Y le dio el pañuelo. El Tano, que se estaba emocionado agradeció y dijo que es un reconocimiento colectivo porque “este pañuelo es ATE, somos nosotros y nosotras peleando por nuestros derechos. Lo puedo recibir con mi mujer e hijos que están acá y son los que me reciben en casa cuando te mandan la patota, te amenazan y son los que ponen el cuerpo junto a uno para poder transitar esto porque la derecha hace mucho daño”.  El Secretario General de ATE Capital hizo hincapié en que el lugar del gremio es dando la pelea junto a los organismos de Derechos Humanos y que costó mucho que ATE sea parte de esa resistencia que se parió hace 41 años.

10-04-2018, Buenos Aires.
Sede de Madres de Plaza de Mayo.
Daniel “Tano” Catalano, Secretario General de ATE Capital, recibió por parte de Ebe de Bonafini, Presidenta de Madres de Plaza de Mayo, un pañuelo blanco símbolo de la lucha que ellas llevan adelante.

“Nosotros estamos orgullosos de estar en esta casa con estas mujeres hermosas que nos convidan a pelear y así es fácil” decía mientras mirada a Hebe y a las otras Madres que estaban sentadas en primera fila y finalizó con un discurso de cara al 2019: “Nuestro sindicato está al servicio del pueblo porque lo recuperamos y vamos a ir a recuperarlo a nivel nacional y peleamos por la unidad del movimiento obrero porque nosotros pensamos que si los sindicatos no sirven para transformar la vida de los pueblos, no sirven para nada” e instó a todos los presente:  “Animémonos a participar, a jugar en política porque no nos puede unir el espanto, a nosotros nos tiene que unir el amor porque si entendemos que la patria es el otro, tenemos 2019 porque tenemos candidatos y candidatas, tenemos referentes políticos. Fuerza compañeros y compañeras”.

Mientras el acto finalizaba, la militancia cantaba:

“En las buenas también en las malas, es el gremio de German Abdala. El que lucha por los compañeros, no se junta con caceroleros que quieren volver a los 90, gorila. Vos sabes, con nosotros no vas a poder. Acá está, ya llegó: somos la pesadilla del PRO”.

  • Facebook
  • Google Plus