¿Dónde está Santiago Maldonado?

"La realidad es como el agua y se les mete por todas las grietas que deja su discurso. Intentan esconder una realidad que va a cumplir lamentablente un mes: que Santiago Maldonado no esta ni caminando por Entre Rios, ni por Chile ni por Europa. Es una desaparición forzada"

Otra vez se equivocaron

Texto:


Los medios siguen en su esacalada oprobiosa de ensuciar a Santiago Maldonado y en defender de manera cerrada y “ciega” al gobierno amarillo de Cambiemos. Como por ejemplo escribir editoriales donde quieren justificar el accionar represivo de la Gendarmería, sin siquiera nombrar que en el operativo hubo una desaparición forzada, perpetrada
por el Estado. Sino no sería una desaparición forzada. Ahí radica el axioma del caso.
En esas supuestas respuestas y explicaciones permanentes, contradictorias y con olor a quirófano sucio, intentan esconder una realidad que va a cumplir lamentablente un mes: que Santiago Maldonado no esta ni caminando por Entre Rios, ni por Chile ni por Europa. Está, y permítanme la redundancia, desaparecido de manera forzada. No
forzosa como dice la Ministra Patricia Bullrich, porque eso sería que él mismo se fue o se exilio, o no está “ni vivo ni muerto” está desaparecido.
En estos días en una miserable editorial en La Nación invierten la cuestión e intentan poner el énfasis en el hecho como una situación de campaña electoral, corriendo el eje de la discusión y poniendo en foco lo electoral por arriba de lo central e importante. De inocencia está claro que nada.
Los calificativos de “artesano” o “tatuador”, buscan desde la semántica despersonalizar, borrarle el nombre para que Santiago sea solo una figura o una foto vacía. Pero la realidad es como el agua y se les mete por todas las grietas que deja su discurso. Es tan asqueante y nauseabundo el intento de salvar la figura de Macri y la de sus
secuaces, que quieren tapar el caso tirándole arriba figuras como la de Julio Lopez, desaparecido por la banda de Etchecolaz y sus socios del terror.
Parece que la historia se repite, cuando quisieron hacer callar a los 30000 y los desaparecieron. Su grito silencioso se hizo escuchar de manera ensordecedora y se sigue escuchando. Con Santiago intentaron lo mismo, hacerlo callar. Y otra vez se equivocaron. Su voz silenciada les hace tronar los oídos a los responsables de su desaparición y se replica en cada actor, estudiante, dirigente, laburante, compañero, etc que este 1ro de septiembre otra vez repetirá en la Plaza de Mayo: ¡Aparición con vida de Santiago Maldonado!

maldonado

  • Facebook
  • Google Plus